lunes, 27 de febrero de 2017

Escolástica


Que existe Dios es algo que se intuye,
aunque pensar en Él causa pereza
Tal es la enormidad de su grandeza
que al pobre ser mortal se le escabulle.

Es esta una verdad que no se arguye
con ninguna escolástica. Tropieza
en piedra , cuando es naturaleza.
de Dios irse vaciando en lo que fluye.

Luego están los variados diosecillos
que cada cual pergeña a su semblanza
con que algunos se llenan los bolsillos.

Y lo que es peor, esos humanos
dioses predicadores de venganza
que manchadas de sangre tienen siempre las  manos.