miércoles, 7 de febrero de 2018

Tiempo incierto (XXXVI)



Implícita en el aire hay cierta alevosía
que acuchilla el minuto en cada vaharada
Es este un tiempo incierto de luz desmadejada
al que ya no redime ninguna avemaría

Cómo se va batiendo la vida en retirada,
cada noche deviene en más larga y más fría,
qué bien tejen los dedos de la melancolía
caprichos que desvelan sin compasión mi almohada.

Es ahora el momento de buscar la ternura
del calor y el consuelo que tu abrazo me debe
como yo tus cansancios paliaré en mis latidos.

De inventar una nueva y feliz singladura ,
que acaso hasta la muerte habrá de sernos leve
si al llegar nos sorprende amando entretenidos